viernes, marzo 21, 2014

"Sombras y niebla", de Woody Allen

La noche y el misterio. La amenaza en la sombra. Adoquines abrillantados por la pátina aceitosa del aliento susurrante de la niebla. Las calles decrépitas de una vetusta ciudad europea, laberinto mortal por el que vagan los asediados de antiguas guerras, los pasados a cuchillo en cientos de saqueos, los cuerpos sin cabeza de las revoluciones defraudadas. Es la atmósfera, el ambiente, el escenario, el auténtico protagonista de esta película, claro homenaje a los vampiros homicidas de Fritz Lang, a los de Murnau, a la troupe vagabunda de "El rostro" de Ingmar Bergman e incluso a otro maestro de la ambientación, Roman Polanski (señal nítida: Donald Pleasence estrangulado bajo el cartel "Cul-de-sac"). Los claroscuros propios del expresionismo alemán difuminados por la presencia borrosa de la niebla, generando un espacio onírico donde cualquier cosa puede suceder, donde detrás de cada esquina puede surgir el terrible asesino: otro Jack apareciéndose en los callejones espectrales de Whitechapel.

Un reparto tan impresionante como irregular en su desempeño: del mencionado Donald Pleasence a John Malkovich, de Jodie Foster a Madonna, de John Cusack a Kathy Bates: de Woody Allen a Mia Farrow. Kleinman, el personaje interpretado por Woody Allen haciendo, como siempre, de Woody Allen, dando la nota cómica habitual de hombre apocado, pusilánime, empujado a la calle por sus vecinos para engrosar, pobremente, la partida de caza del estrangulador que aterroriza el barrio. Una noche de tensión y de angustia para el asustadizo Kleinman, que vagará por la ciudad insomne señalando paradas en el burdel, en la morgue, en la iglesia, hasta terminar en el circo (el sexo, la muerte, la religión, el espectáculo), y son tantas las referencias cinéfilas que acuden en cada uno de esos lugares, que mencionarlas sería enciclopédico. Suenan los acordes de "Mackie el navaja" de "La ópera de tres peniques" de Bertolt Bretch, y para adentrarse en la película no hay ni que abrir los ojos.


A propósito de ambientes sombríos pero circenses, hoy he visto esto.


21 comentarios:

  1. Mr. Licantropunk, a esta me la perdi, pero me apunto, Allen y Kafka,¡que combinacion! La animacion soberbia, y si usted me lo permite, eso si, para un futuro, que puede ser algo lejano, la pondre en mi blog, merece la pena. Cordiales saludos y ahora, luego de esta magnificencia me voy a dormir y podre aguantar el yugo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Apuntas a Kafka y es verdad, otra referencia válida para esta película. Pero, yo no lo había nombrado y tú no habías visto la película, luego estas patas de insecto que me acaban de salir están plenamente justificadas.

      Eliminar
  2. Esta tarde me la busco. Yo no puedo perderme esto. Contra todo lo que se dice, cada día quiero más a Woody. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una película que presenta muchas facetas, un collage de situaciones y personajes, muy sugerentes: una película de la que podría salir otra media docena.

      Eliminar
  3. Una de mis películas favoritas de Woody Allen.

    Ilduara

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No suele figurar en las listas canónicas del director neoyorquino y a mí las actuaciones no me terminan de convencer, pero que la sitúes entre tus favoritas me parece estupendo: no es una película para conformistas.

      Eliminar
  4. Una estupenda película con esas surrealistas escenas de patrullas de vigilantes creando facciones y persiguiéndose unos a otros. Fantástico Kenneth Mars (el policía manco de "El jovencito Frankenstein") en su papel de mago. Queda muy bien ese vídeo de ambiente cirquense.
    Saludos. Borgo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí está lo kafkiano que apunta Belknap, sin duda. El vídeo está bien, luego he visto que ha recibido muchos premios.

      Eliminar
  5. Pues ahí va la confesión... Sombras y nieblas es una de las pocas películas de Woody Allen que me quedan por ver. Pero con tu texto estoy más animada que nunca a enfrentarme a ella...

    Por cierto el cortometraje de Jojo in the stars... me ha encantado. Dentro de lo sombrío, se esconde una historia trágica pero terroríficamente hermosa.

    Besos
    Hildy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todavía hay varias de su filmografía que no he visto: un catálogo extenso el de este hombre. El cortometraje me gusta por su estética, no tanto por su guión, si bien tiene un gran final.

      Eliminar
  6. Leñe, esta no la "tengo"... tendré que apañarlo.

    El corto en cuanto tenga un ratito.

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay mucho Woody Allen que ver, entre el menos conocido se encuentra este ejemplo.

      Eliminar
  7. Tengo que ponerle remedio, he visto casi todas las de Allen, pero esta no.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues una vez visto el canon, conviene deslizarse a las rarezas.

      Eliminar
  8. Creo que la película fue un rotundo fracaso y puedo entenderlo. Es un filme que a mí me gusta mucho quizá por la experimentación narrativa que hace el viejo Woody; más que en otras ocasiones y esto al público no le gusta.Ahora ya no experimenta y se lo echan en cara.

    Abrazos,amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, el disfrute de está película puede surgir de haber visto mucho cine, de que Woody Allen sea un cineasta familiar del que se ha visionado lo más reconocible y también de que las referencias a otros cineastas que asaltan la pantalla se reconozcan. En mi opinión el reparto, las actuaciones están en general bastante mal en esta cinta, algo que suele suceder en las películas de Allen a las que el público les da la espalda.

      Eliminar
  9. Es una de las que no conocía de Woody Allen, así que te lo agradezco enormemente, Licantropunk. Influencias de Murnau, Lang, Polanski y la música de Brecht...¿quién puede pedir más? Un abrazo Licantropunk y gracias por la información.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un collage cinematográfico. Woody Allen tiene varias películas de esta manera.

      Eliminar
  10. Me da que quiso hacer un experimento con esta película y alejarse de su cine mas característico. En realidad no le quedo demasiado bien y a mi particularmente me aburre.

    Aunque tampoco es que me guste mucho su otro cine. Lo único salvable para mi exceptuando alguna película mas moderna. Es su época gamberra donde lo absurdo reinaba en peliculas como toma e dinero y corre. Ese es el director que me gustaba. Cuidate

    ResponderEliminar